Has comenzado un blog hace unos meses, sobre un tema que te apasiona. Ves que lo lee bastante gente, te empiezan a poner comentarios, y a seguirte en tu Twitter e Instagram. Alguna empresa pequeña se pone en contacto contigo para hacer alguna colaboración, y piensas ¿estaré desaprovechando una oportunidad para dedicarme a esto, que